La política en Internet post-Obama

Hace un par de días sostuve una reunión con un político, quien desea incorporar a su estrategia las herramientas de Internet. El modelo, obviamente, es el de Obama, pero ante el *aparente* fracaso de la estrategia del candidato presidencial Antanas Mockus en Internet (que dicen que sólo ganó en Putumayo y Facebook), hay mucha incredulidad en el ambiente.

¿Y quien puede culparles?

Lo que creo es que aún no se ha entendido claramente el uso de Internet en cuestiones de política y movimientos sociales.

Primero lo primero: ni Facebook ni Twitter eligen candidatos ni tumban dictadores

Las redes sociales generan opinión, y la opinión puede ser capitalizada para generar votos. Permítanme repetirlo… Internet no genera votos: informa y genera opinión.

Y para hacerlo, quien conoce estos medios sabe que hay que iniciar generando conversaciones, reacciones, interacciones.

Y las conversaciones se inician a partir de contenidos.

Por ejemplo, suman mucho más comentarios los artículos de los periódicos online que sus foros abiertos. A partir de una noticia, las personas comentan y discuten… y sí, generan opinión.

Y “contenido” puede ser muchas cosas: videos en youtube, trinos en Twitter, mensajes en Facebook, artículos, white-papers, estudios, investigaciones, fotografías, etcétera.

Así que si un político me pregunta acerca de la ruta para sacar votos de Internet, le diría que así no funciona, Internet no le dará votos. Pero sí puede capitalizar en votos la opinión que genere a través de contenidos que generen conversaciones en este medio.

* Nota: a pesar de esto, los 5 principios de éxito que esbocé en mi conferencia sobre la victoria de Obama (que hice hace ya muuucho tiempo) aún son válidos.